Remedios caseros para contusiones

Remedio 1) En primer lugar aplicamos dos cataplasmas preparadas a partir de una manzana o rallar la manzana cruda con su piel y colocar los pedazos en el lugar del golpe, ya sea envolviéndola en una gasa ligera o directamente sobre la epidermis.


Remedio 2) En primer lugar aplicamos inmediatamente un bistec (bife) de ternera sobre el punto de impacto para calmar el dolor y evitar la formación del hematoma.


Remedio 3) En primer lugar Colocar doscientos gramos de vaselina en un recipiente a baño María y bajar el fuego para que se derrita lentamente.
Luego, agregar treinta gramos de hojas de consuelda cortadas y remover durante una hora. Apartar el recipiente de la fuente de calor y colar la mezcla con un paño de algodón. vertir la preparación en un frasco de vidrio y dejar cuajar. Usar el ung?ento para los golpes cuando sea necesario.


Remedio 4) En primer lugar Disolver diez gotas de aceite esencial de planta siempreviva, en una cucharada de aceite de almendras. aplicar la preparación con una bola de algodón previamente humedecido en agua caliente. Dejar puesto por la noche. Este es un remedio ideal para golpes pequeños.


Remedio 5) En primer lugar Empapar un paño de algodón con un poco de vinagre frío. aplicamos sobre el golpe.


Remedio 6) En primer lugar Este remedio alivia inmediatamente los golpes en los dedos mediante un huevo al cual se le hace un agujero, en un extremo, lo suficientemente grande para que quepa el dedo.
éste se introduce dentro y se mantiene allí hasta que el calor que desprende pase al huevo y éste también se caliente.


Remedio 7) En primer lugar Hacer un emplasto con hojas frescas de angélica.


Remedio 8) En primer lugar hervimos, por cinco minutos, dos cucharadas de meliloto troceado dentro de una taza de agua Dejar en reposo hasta que se enfríe un poco y aplicamos, mediante compresas, sobre la zona afectada.


Remedio 9) En primer lugar mezclamos el jugo de un limón con una cucharada de sal y empapar un paño con esta preparación. Frotarla sobre la zona afectada durante varios minutos.


Remedio 10) En primer lugar Otro remedio muy bueno para evitar la formación de un moretón consiste en colocar sobre las contusiones una compresa de árnica ésta se puede adquirir en las farmacias o, si gusta, se puede elaborar hirviendo un litro de agua por quince minutos al cual se le añadirá, pasado ese tiempo, un puñado de hojas de árnica.


Remedio 11) En primer lugar Poner arcilla roja en polvo en un cuenco, agregar agua fría y remover hasta formar una pasta. Colocar y sobre el golpe o contusión (si no hay herida) y dejar actuar hasta que se seque.


Remedio 12) En primer lugar vertimos medio litro de agua hirviendo sobre dos puñaditos de caléndula machacada. Dejar reposar durante quince minutos, hacer una compresa y aplicamos sobre la zona dolorida.


Remedio 13) Lo primero que hay que hacer es aplicamos una bolita de algodón empapada de aceite de hipérico o hierba de San Juan sobre el área afectada


Remedio 14) Lo primero que hay que hacer es mezclamos un cuarto taza de aceite de oliva con un cuarto de taza de vino tinto. Llevar a fuego y calentar. Al romper el hervor, añadimos 60 gr. de romero fresco y remover con espátula de madera. Dejar a fuego medio por dos minutos.
Al enfriar, colocar sobre el área afectada por el golpe dos o tres veces al día. Conservar la preparación restante en un frasco de vidrio con cierre hermético.


Remedio 15) Lo primero que hay que hacer es Preparar una infusión con 2cinco gramos de hojas o corteza de Hamamelis en medio litro de agua hirviendo durante un cuarto de hora. Se deja enfriar, se empapan las compresas y se aplican con frecuencia. La compresa no debe dejarse secar sobre el moretón.


Remedio 16) Para empezar Agregar medio litro de agua hirviendo sobre dos g de caléndula machacada y se deja reposar durante un cuarto de hora.
Luego se toma una pedazo de tela, preferiblemente de algodón, y aplicamos como si fuera una compresa.


Remedio 17) Para empezar Colocar un puñado de hojas de melisa secas o tiernas las en un frasco de cristal oscuro y cubrir con 250 mililitros de aceite de almendras. Dejar actuar por 15?días removiendo a diariamente y, pasado ese tiempo, colar con una estopilla. Derretir 2cinco gramos de cera de abejas en un cazo.
Retirar del fuego y agregar, después, el contenido de dos cápsulas de vitamina E. mezclamos, conservar en la nevera. Utilizar cada vez que ocurra una contusión o golpe.


Remedio 18) Para empezar Hacer una cataplasma de cebolla, calentando un trozo de ésta en una sartén, y poniéndola sobre una gasa la cual deberá ser aplicada sobre el área que recibió el golpe durante cuatro a cinco horas.


Remedio 19) Para empezar Poner tres cucharadas de sal sobre un paño de algodón, doblar los bordes e introducir en un recipiente con agua tibia.
aplicamos esta compresa sobre el área afectada varias veces después de ocho horas de haber recibido el golpe.


Remedio 20) Para empezar Triturar unas hojas de almendro frescas y hacer con ellas una cataplasma para impedir la formación del hematoma.


Remedio 21) Para empezar Un remedio tradicional muy antiguo consiste en aplicamos, tan pronto se recibe el golpe, compresas muy frías o incluso pedazos de hielo sobre la zona afectada.


Remedio 22) Para empezar vertimos tres cucharadas de ortiga en un litro de agua y hervimos durante diez minutos. Empapar con un paño sobre el hematoma.


Remedio 23) Para empezar vertimos un puñado de hojas de anís dentro de una taza de agua hirviendo. Tapar y hacer una cataplasma que se aplicará en el área donde se encuentra el golpe.
Cambiar por una cataplasma nueva con frecuencia.


Aviso Legal y Política de Privacidad |